Sejkko es un fotógrafo autodidacta de Lisboa, Portugal. Ha publicado hasta el momento tres proyectos fotográficos: Debut, Dreaming Magritte y Fernwehallein . El proyecto Debut ha aparecido en los principales medios de comunicación internacionales y se ha viralizado al rededor del mundo.

El trabajo de Sejkko se ha mostrado en dos exposiciones en galerías, una de ellas individual. Ha trabajado en fotografía comercial y campañas en redes sociales. Entre sus clientes se incluyen Mercedes Benz, Lufthansa, LandRover, Turkish Airlines, Jeep, Huawei y Uber. Además, ha colaborado con galerías de arte: Schirn Kunsthalle en Alemania y Museu Berardo en Portugal.

En las fotografías de las casas solitarias, Sejkko logra capturar las imágenes más bellas y manipula las fotografías de casas de su país y de todo el mundo para conseguir que la arquitectura se vuelva poesía visual que se pueden ver ahora mismo en Instagram.

Sejkko y las casas solitarias a la orilla del mar

Sejkko

Su trayectoria es compleja porque estudió Informática y después Inteligencia Artificial en Escocia antes de volcarse completamente en una obsesión, la fotografía, en 2012. Los edificios de su serie Lonely Houses, que normalmente capta con su teléfono móvil y que después manipula digitalmente, son pura poesía. Además, Sejkko siempre nos comparte su punto de vista de cada imagen.

“No siempre es obvio, el lado bueno que todos queremos ver. A menudo está susurrando silenciosamente en la periferia de nuestro día a día. A veces las muchas voces dentro de nuestra cabeza mantienen nuestros ojos lejos de ella. Si enviamos esas voces lejos, en silencio, por un tiempo, podemos encontrar que todo lo que necesitamos está aquí con nosotros.” comparte Sejkko a través de su publicación.

Sejkko y las casas solitarias del campo

“A veces, para algunos de nosotros, es necesario viajar de vuelta al pasado. Para volver a caminar por los viejos caminos, revivir y recordar, para darle sentido a la flecha que señala desde el presente hacia el futuro. Estoy agradecido de que fue en Escocia donde construí mi carácter, muchos de mis valores, mi sentido de comunidad y también a mí mismo como científico.”
“Ninguna nube se mantiene en el mismo lugar, ninguna nube se mantiene en la misma forma. Las nubes son buenas maestras. “

Tal vez te interese: Una vida de pasión por la fotografía: Daniela Torre