Presentar sabores reales es lo que distingue a Katori; las técnicas utilizadas, la influencia de comida japonesa y peruana, y el cuidado con el que se prepara cada platillo convierten al sitio en toda una experiencia imperdible.

Platicamos con el chef Óscar Hernández Honorato quien nos explicó que el concepto del lugar es comida oriental con toques centroamericanos. Para la elaboración del menú, el chef tomó influencia de la cocina “nikkei”, que nació entre la combinación de la comida japonesa y peruana. Así, en Katori puedes comer un ceviche o tiraditos, pero también una miso shiro o nigiris. A pesar de la explosiva combinación de ingredientes, se mantienen los elementos tradicionales de cada cocina.

Para cuidar la calidad de los platillos, se vigila la temperatura a la que se mantienen los ingredientes, el manejo que se les da e incluso la forma de resguardarlos. “El pescado llega cada día y se empaca al vacío… eso hace que se mantenga fresco”.

Luego de 10 años de experiencia en diferentes tipos de cocina, el chef fusiona todo lo aprendido para implementarlo en Katori, lo que resulta en una variedad de cocciones y técnicas en el menú, conformado por platillos únicos en Mérida.

Experiencia completa

En el lugar se ofrece atún de aleta azul, que se importa desde Ensenada, Baja California. Uno de los platillos en que lo preparan es el Nigiri de O-toro, una parte del atún que se deshace como mantequilla. Se sirve con Foie gras, lo sopletean y se le añade cebollín.

También sirven Wagyu, una res originaria de Japón. De hecho entre los platos favoritos está el Tataki de Wagyu. Son 100 gramos de carne sellada que se corta en láminas finas. Siempre con el concepto de cuidar los sabores reales, al prepararlo Óscar Hernández tiene especial cuidado de que los comensales puedan apreciar el sabor de esta carne.

Por otro lado, el Pulpo robatayaki se cocina por 12 horas. Luego se pasa a la parrilla y se monta en confitado de morrones; lleva brotes de cilantro, mayonesa de albahaca y aderezo de aceituna Kalamata.

En cuanto a las bebidas también hay una gran variedad, pues tienen 10 bebidas de autor hechas a base de sake, cuentan con 25 tipos de sake entre dulces, salados y secos, y diferentes opciones de cervezas japonesas.

El personal siempre busca la retroalimentación, lo que se refleja en un excelente servicio y calidad de los platillos. El equipo va aprendiendo en conjunto para orientar a los comensales a la hora de elegir su platillo, por lo que además de un excelente sabor, se llevará el haber aprendido algo nuevo, como cierta terminología de este tipo de comida.

Es por eso que el chef Óscar invita la gente a visitar Katori y estar preparado para degustar sabores nuevos. “Aquí la gente va a encontrar un lugar cálido y algo diferente a todo lo que hay en Mérida”, asegura.

¡INCLÚYELO EN TU PLAN!
Dirección: Calle 32 #324 con 23 Col. Montebello.
Horario: De lunes a jueves de 1:00 p.m. a 1:00 a.m. Viernes y sábado de 1:00 p.m. a 2:00 a.m. y domingos de 1:00 p.m. a 12:00 a.m.
Teléfono: 913 9073.
Facebook: Katori
1 / 5